El Presidente de la República, Iván Duque Márquez, sancionó este martes la Ley 2014 del 30 de diciembre de 2019, que elimina los beneficios penales, como la casa por cárcel para corruptos.

La norma, además, ordena que los responsables quedan inhabilitados para contratar con el Estado cuando se demuestra la comisión de actos de corrupción.

Presidencia informó que la Ley, integrada por 10 artículos, busca “garantizar” el principio constitucional de igualdad y transparencia.

El presidente, también sostuvo que contempla que la detención preventiva se llevará a cabo en establecimientos especiales o en instalaciones proporcionadas por el Estado, cuando “el hecho punible haya sido cometido por personal del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario, funcionarios y empleados de la Justicia Penal, Cuerpo de Policía Judicial y del Ministerio Público, servidores públicos de elección popular, por funcionarios que gocen de fuero legal o constitucional, ancianos o indígenas”.

Al respecto, se afirma que la autoridad judicial competente o el Director General del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario, según el caso, podrá disponer la reclusión en lugares especiales, tanto para la detención preventiva como para la condena, en atención a la gravedad de la imputación, condiciones de seguridad, personalidad del individuo, sus antecedentes y conducta.

Le puede interesar: Posibles hechos de corrupción dentro de la Policía Nacional

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here