La encuesta fue realizada a población de las capitales o grandes ciudades. En el estudio se incluyen los resultados en La Paz, Ciudad de México, Lima, Caracas, Ciudad de Panamá, Quito, Bogotá, Buenos Aires, Montevideo y Sao Paulo.

Los resultados muestran que la mayor proporción de personas que manifestó haber recibido presión para pagar coimas está en La Paz (con cerca de 38%), mientras que la de menor proporción fue Sao Paulo con alrededor de 9%.

En Bogotá, el indicador (20%) lo ubica por debajo del promedio, pero por encima de ciudades como Buenos Aires y Montevideo. Durante la instalación del evento en Quito en el que se presentó este reporte, Luis Carranza el presidente ejecutivo de la CAF, afirmó que la encuesta muestra otros resultados preocupantes que dan cuenta de cómo la lucha contra la corrupción debe ser uno de los principales temas de la agenda pública en la región.

Según Carranza, 3 de cada 5 encuestados considera que no cree que a sus conciudadanos les preocupe el tema. Además, cuatro de cada cinco que respondieron la encuesta dicen que la justicia no es eficiente en abordar los casos, mientras que 51% asegura que la corrupción es el gran problema de sus países.

Para el máximo directivo de la CAF, ya está demostrado que la corrupción eleva los costos de transacción, afecta la oferta de servicios e infraestructura para la ciudadanía y, por eso, se hace necesario cambiar el enfoque y pasar de la sanción a la prevención e invertir en nuevas tecnologías para aumentar la transparencia y el control ciudadano.

En ese mismo sentido se pronunció el director ejecutivo de Chile Transparente Alberto Precht, quien considera que hoy uno de los problemas principales frente a la corrupción es que se ha evolucionado mucho. Puso el caso de Odebrecht que logró construir una amplia red de corrupción a lo largo de todo un continente. “Por su sofisticación, Odebrecht se parece más al cártel de Sinaloa que a otra cosa”, comentó.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here